Economía Naranja, ¿respuesta a los retos macroeconómicos?

Publicado: 3 julio, 2019 / Última edición: 5 marzo, 2020 /

Mucho se ha hablado de la Economía Naranja, de sus definiciones y sus aplicaciones y cómo puede este tipo de actividad económica responder a los retos que impone el devenir profesional de los jóvenes que cursan estudios superiores.

Pese a ser un tema poca veces debatido en América Latina, cada vez con más ahínco se escucha la expresión Economía Naranja en boca de mandatarios y versados conocedores de la evolución económica y cultural de los países de la región. Ahora bien, en este apartado, tú aprenderás un poco más de qué es la economía naranja y cuáles son realmente sus límites en la economía de una nación.

La Universidad Externado de Colombia, una de las de mayor reconocimiento entre el público académico del país sudamericano, define la economía naranja citnado las apreciaciones del economista Felipe Buitrago Restrepo, como “el conjunto de actividades que de manera encadenada permiten que las ideas se transformen en bienes y servicios culturales”.

Pero además, esta universidad, hace precisiones que van un poco más allá al caracterizar las actividades económicas de este tipo de economía, como las ligadas a la economía cultural y las industrias creativas, soportadas por la cultura y la creatividad.

Este tipo de economía está directamente ligada con la conjugación de elementos como: ciencia, la tecnología, arte y creatividad. Algunos ejemplos de empresas bajo esta modalidad de economía son: Proyecto Pietà, en Perú, dedicada a ropa urbana ecológica de alta calidad; así como BabyBe, un proyecto chileno-aleman que consta de un dispositivo para incubadoras neonatales que conecta la voz, respiración y latidos de la madre con los neonatos prematuros.

Compartir TWITTEAR

Más noticias como esta

Leave a Reply