La comunicación interna como estrategia Publicitaria

Publicado: 18 agosto, 2016 / Última edición: 20 agosto, 2019 /

Ventajas_Comunicacion_Interna_Principal

En los últimos años se ha visto a través de la publicidad en medios masivos como las empresas en etapa de consolidación o recuperación, muestran su crecimiento en la calidad de capital humano, reflejando la opinión satisfactoria de sus trabajadores por pertenecer a dichos equipos de trabajo.

Esta acción está enmarcada en un auge sobre el entorno globalizado y competitivo donde se manejan las empresas, organizaciones e instituciones en la actualidad, sugiriendo de manera implícita estrategias gerenciales que los haga reconocibles y pioneros en el mercado más allá de que su razón sea el servicio o producto que ofrezcan.

Los últimos 20 años expertos en el área de comunicación organizacional,  han enfatizado la relevancia que tiene el cuidado y motivación del cliente interno para la proyección positiva de las empresas, incentivando el cambio de empresas con trabajadores mecanizados, ha trabajadores humanizados.

En función a lo expuesto anteriormente, la especialista en comunicación interna Latinoaméricana, Dra. Yanyn Rincón,  expresa que más que una tendencia, la comunicación interna antes de ser tomada como estrategia de mercadeo externo y hasta interno debe  verse desde dos puntos de vista; desde lo individual que permite la decodificación de la realidad de cada integrante de la organización, hasta lo público y privado (cliente interno y externo desde la visión de lo superiores), donde se determinan los consensos como equipo y definición de limites organizacionales, en pro de que en lo sucesivo no solo sea un buen spot publicitario, sino que se perciba a todos los niveles de interacción de los públicos internos y externos.

Ahora bien, partiendo la visión de la Dra. Rincón se pueden sugerir tácticas para la efectividad complementaria de la comunicación interna como estrategia de mercadeo:

  1. Manejo de las bases organizacionales: todos los niveles laborales deben poseer conocimiento, no solo de sus funciones, además deben interiorizar la relevancia de la organización para el mundo y para ellos mismos, por ellos los elementos de cultura empresarial deben ser informados y explicados a todos sus trabajadores.
  2. Departamentos interdependientes: suele suceder que cada unidad de desarrollo, puede volverse muy hermética en la función que realiza, esto es un punto desfavorable pues puede obstruir las funciones de otras unidades de trabajo, y aislarse de la dinámica empresarial mas allá del tema meramente laboral.
  3. Actividades y espacios de esparcimiento: estos, buscan tener trabajadores menos estresados y mas propensos a compartir y mantenerse conectados con la dinámica exterior.
  4. Proyeccion publicitaria interna: que cada una de las unidades, sea valorada por su trabajo, y ver los resultados que un engranaje bien aceitado puede producir excelentes resultados es un incentivo automático a cada día perfeccionar mas sus funciones.
  5. La mejor publicidad que no se paga: Un cliente interno satisfecho siempre expresará su satisfacción, no siempre esta será solicitada por sus superiores.

A modo de observación concreta, la comunicación interna es y será la madre las estrategias publicitarias siempre que  se puntualice  como una necesidad sustancial mas que una etiqueta comercial, logrando así, resultados ascendentes, con mayor solidez y perdurabilidad.

Compartir TWITTEAR

Más noticias como esta

Leave a Reply