Argentina les pagó a los fondos buitres y salió del default

Publicado: 24 mayo, 2016 / Última edición: 20 agosto, 2019 /

El litigio por los fondos buitres (holdouts) se instaló durante varios días en la agenda argentina. Pero la histórica disputa, iniciada en el tribunal del juez Griesa, finalizó cuando el Congreso de la Nación aprobó la ley que autorizó la normalización de la deuda. El conflicto, que había recorrido todas las instancias judiciales de Estados Unidos hasta llegar a la Corte Suprema, produjo el embargo de la Fragata Libertad en Ghana y  golpeó la economía argentina, generando el estado de cesación de pagos o default.

El término “fondos buitre” es propio del ámbito económico. Remite a los especuladores financieros que se dedican a comprar títulos de deuda pública a bajo precio en economías en crisis con el propósito de accionar judicialmente y así, obtener el cobro de los bonos más los intereses generados. En efecto, se los puede comparar con las aves que merodean astuta y pacientemente a sus presas para atacarlas y comerlas cuando menos lo esperan. De manera similar, estos acreedores adquieren las deudas de empresas o Estados a quienes acechan en espera del momento óptimo para obtener mayores ganancias por el bono comprado.

El regreso de la Argentina a los mercados internacionales de capitales y la reinserción en la economía mundial representaron un hito importante para todo el sistema financiero del mundo”, aseguró el ministro de Hacienda y Finanzas, Prat Gay, para señalar la relevancia de que Argentina haya saldado su deuda con los bonistas. En efecto, se les pagó más de 8.000 millones de dólares.

En este marco, Prat Gay explicó: “Se emitieron bonos de hasta 15.000 millones de dólares para pagarles a los fondos litigantes que firmaron el acuerdo, retomar los pagos de la deuda a los bonistas de los canjes de 2005 y 2010 y acelerar el plan de infraestructura que necesita el país para volver a crecer y a generar empleo de calidad”.

Compartir TWITTEAR

Más noticias como esta

Leave a Reply